Producir más. Conservar más. Mejorar la calidad de vida.

De eso se trata la agricultura sostenible y esa es la esencia de Monsanto.

Monsanto no podría existir sin los agricultores.

Miles de millones de personas dependen de lo que hacen los agricultores. Y miles de millones más lo harán en el futuro. En las próximas décadas, los agricultores deberán cultivar la misma cantidad de alimentos que en los últimos 10.000 años juntos.

Nuestro propósito es trabajar junto con los agricultores para poder lograrlo. Y lo hacemos vendiendo semillas, rasgos desarrollados mediante biotecnología y productos fitosanitarios para la protección de cultivos.

El desafío: cubrir las necesidades actuales y preservar el planeta para el futuro.

La solución: producir más.

Estamos trabajando para duplicar el rendimiento de nuestros cultivos básicos para 2030. El mayor rendimiento se logrará mediante una combinación de mejoramiento genético de plantas, biotecnología y prácticas de manejo agrícola mejoradas.

Más información

La solución: conservar más.

Reforzamos nuestra meta de duplicar los rendimientos de los cultivos asumiendo el compromiso de lograrlo con un tercio menos de recursos, como tierra, agua y energía, por unidad producida.

Más información

La solución: mejorar la calidad de vida

Estamos trabajando para ayudar a los agricultores a incrementar su rendimiento y productividad, ya que cuantos más agricultores en el mundo pasen de la pobreza a la prosperidad, muchas más personas podrán prosperar también.

Más información.